La ruta de este domingo nos deparaba varios lugares de interés cultural y uno de interés natural.

22012017-dsc_7732

  El día nos acogió con un aire polar procedente del NE, que haciendo parodia de aquel lema que rezaba en muchos coches de Burgos hace 20 años: Burgos no te dejará  frío,  lo que no te dejará es indiferente y si helado hasta el tuétano.

22012017-dsc_7706

  Empezando por el lugar de interés cultural mencionar que tras cruzar el río Arlanza nos giramos hacia el E. para atravesar el desfiladero de la Estacada, una bonita hoz que no conoce mucha gente pero que a pesar de ser de corto recorrido es interesante de ver y de  caminar por su lecho pues  en estas fechas está  casi seco. Como suele ocurrir en estas fechas invernales si sales pronto te pilla un poco la helada,  y al aire polar se suma la umbría de este paso pero por poco tiempo,  porque al poco subes a la zona alta que es como si fuera un valle muy abierto,  por donde discurre el arroyo que por este desfiladero se precipita y desemboca en el río Arlanza.

22012017-dsc_7716

  El primer monumento importante es el Monasterio de San Pedro de Arlanza en el cual no paramos porque de todos es sabida su importancia artística y cultural, pues se necesita toda una mañana para verlo. Pero siguiendo hacia Covarrubias por la carretera visitamos la ermita en ruinas de San Pelayo desde donde se ve el río Arlanza con una hermosa  vista sobre sus heladas aguas en estas fechas.

22012017-dsc_7715

Después “el Indio” que hacía de guía, nos enseñó debajo de esta ermita  unas hermosas cuevas que yo desconocía, una con prolongación hacia dentro y otra más aérea, en una de las cuales había un murciélago durmiendo. El segundo lugar cultural de importancia que visitamos fue el Cementerio de Sad Hill que es el escenario emblemático  por excelencia de la película  El Bueno, el Feo y el Malo que aquí (y en otros sitios) se rodó en los años 60 del siglo pasado. Tras visitarlo y observar que el aire polar era desolador para comer allí, nos dirigimos a un seto de sabinas a cuyo abrigaño comimos sin poder echar la siesta al solete  tan rico que hacía allí, pues rápido Mamen nos puso en fila india camino de Santo Domingo de Silos por una senda muy chula que yo también desconocía evitando la aburrida pista que eterna se me hizo desde Contreras hasta llegar al cementerio.

22012017-dsc_7742

  La llegada a Santo Domingo de Silos se hace por una senda que  fue muy grata de hacer al abrigaño del viento N.; aire siberiano que nos tenía destrozados de frío. De esta manera nos quitamos la pista que desde antes de Contreras y hasta Sad Hill durante 5 kilómetros   se me hizo aburrida y penosa. Este tramo intermedio es el único que no me gustó.

  Qué duda cabe que Santo Domingo de Silos es otro emplazamiento cultural que no he numerado antes y que tiene recorrido histórico y cultural más que de sobra, pero eso merece una visita aparte y con tiempo.

22012017-dsc_7758

   Ha resultado pues una excursión, para mí, un poco larga, pero quitando los 5 Kms. antes dichos,  muy interesante por las cosas que se visitan y el paraje natural que nos rodea todo el tiempo así como el olor a resina quemada procedente de las cocinas en donde todavía se quema Sabina y Enebro, olor con el que nos recibió el pueblo de Contreras mientras lo cruzábamos de lado a lado.

La próxima excursión  que os tiene  preparada Raúl de la Montaña será más interesante todavía,  así que ya sabéis  apuntaros el próximo domingo.    

Ruta lineal y coordinada por los compañeros de Senderismo Burgos.

Si quieres descargarte el track , aquí lo tienes https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=16228343